Patrimonio Geoliterario

La descripción que en una fuente literaria se hace de un paisaje forma parte del patrimonio geo-literario de una región, y por tanto de su patrimonio cultural, a pesar de que en estas descripciones el autor entremezcle sus sentimientos y las sensaciones con la realidad objetiva o, precisamente, por ello.

La descripción que en una fuente literaria se hace de un paisaje forma parte del patrimonio geo-literario de una región, y por tanto de su patrimonio cultural, a pesar de que en estas descripciones el autor entremezcle sus sentimientos y las sensaciones con la realidad objetiva o, precisamente, por ello. Los textos de los escritores clásicos y de los autores consagrados contemporáneos (novelistas, ensayistas, poetas…) ayudan al lector a ver, oír, sentir e interpretar una región o un territorio tanto como los textos técnicos más objetivos científicos, a la vez que  contribuyen a que este territorio cobre carta de existencia plena a partir.

La labor del geógrafo o experto en temas territoriales y del literato cuando escriben sobre un determinado paisaje o una determinada realidad socio-espacial caben entenderse como complementarias pues existen similitudes entre los objetivos perseguidos por uno y otro: ambos tratan de explicar las respuestas del individuo -o de la sociedad- a un medio determinado, ambos son conscientes de los “espacios vividos”, ambas  dotan al territorio, al medio estudiado, visitado o percibido de una visión más rica y completa.

Dar a conocer esta información literaria ha de ser un objetivo más de cualquier guía de recursos turísticos, sin ella quedaría incompleta. Es más, este patrimonio geo-literario está sirviendo de base para la organización de rutas geo-literarias, de itinerarios turísticos y didácticos singularmente en los tiempos recientes en los que le llamado el turismo culto cobra cada día mayor importancia.

La habitación de Don Celso en Peñas Arriba (Tudanca, Tudanca)

La habitación de Don Celso en Peñas Arriba de Jose Maria de Pereda, 1895.

Tudanca y su entorno para Unamuno (Tudanca, Tudanca)

Tudanca y su entorno paisajístico para Unamuno

Copla popular sobre Cabrojo (Cabrojo, Rionansa)

Copla popular sobre Cabrojo, recogida en la obra “Las rutas literarias de la Montaña” de don José María de Cossío

Economía campesina mediados del XIX 2 (Río, Lamasón)

Economía campesina a mediados del XIX en el valla del Nansa

La Hoz de Bejo, según descripción de José Mará Cossío (Tudanca, Tudanca)

La Hoz de Bejo, según descripción de José Mará Cossío, en su obra Rutas literarias de la Montaña

Castilla versus La Montaña, lo humano versus lo telúrico (Tudanca, Tudanca)

Unamuno compara los paisajes y paisanajes montañeses con los castellanos

La casona de Tudanca a los ojos de Jose María de Pereda (Tudanca, Tudanca)

La casona de Tudanca a los ojos de Jose María de Pereda en 1895.

Prado Concejo en Peñas Arriba (Tudanca, Tudanca)

Economía campesina a mediados del XIX en el Valle del Nansa

Cantabria vs Castilla, comparación de su historia, sus paisajes y sus gentes (Tudanca, Tudanca)

La historia, el paisaje y las gentes Cantabria, cuya esencia rural la representa Tudanca y el valle del Nansa, es contrapuesta a los Campos Góticos castellanos por Don Miguel de Unamuno.

Tina Menor, una descripción de don Miguel de Unamuno (Playa del Sable, Val de San Vicente)

Tina Menor, el encuentro del rio Nasa y el mar Cantábrico, una descripción de don Miguel de Unamuno